Desde el 2020 hasta la fecha un total de 376 agentes de la Unidad de Traslado de Alto Riesgo (UTAR) que moviliza a los tribunales a imputados de alto riesgo, principalmente vinculados en actos de corrupción, han salido del sistema penitenciario.

Así reveló la procuradora general de la República, Miriam German Brito, quien dijo que de esa cantidad de agentes 166 renunciaron, 50 fueron cancelados por faltas, 105 abandonaron, 41 se fueron por conveniencia y 12 fallecieron.

Con estas declaraciones Miriam Germán sale al frente a una declaraciones de Roberto Santana, quien denunció que un total de 800 agentes salieron del Cuerpo de Agentes de Vigilancia y Tratamiento Penitenciario Dominicano.

Asimismo, la procuradora en cuanto también a la denuncia de Santana de que los privados de libertad fueron encerrados en la celda el día del incendio, dijo preocuparle ya que de ser cierto constituye un crimen el devenir de los rescates.

“Eso nos hace pensar, que resulta poco probable esa situación, de todas maneras, será objeto de investigación”, adujo la procuradora en declaraciones en rueda de prensa.

SORPRENDIDA

Germán dijo sorprenderle la sugerencia del Defensor del Pueblo, Pablo Ulloa Defensor, en el sentido de someter a los ingenieros que construyeron la cárcel de Las Parras.

Sostuvo que en estos momentos en el proceso que se avanza sobre el Plan de Humanización varias empresas han llegado a acuerdos con el Ministerio Público para poder viabilizar la rescisión de los contratos. “Con estos superamos los obstáculos legales que nos impiden continuar con la construcción de ese recinto penitenciario”.

De su lado, el director general de Servicios Penitenciarios y Correccionales (DGSPC), Roberto Hernández Basilio reconoció que hay cuatro familias vinculadas a privados de libertad que no son localizados, ni en los traslados y ni en el penal de La victoria, lo que calificó de lamentable.

En ese sentido, exhortó a los familiares de los internos ir al Instituto Nacional de Ciencias Forenses (INACIF), ya que allá se encuentran siete cadáveres sin identificar.

Loading